Cuidados de belleza post verano

Estamos recién aterrizadas en la rutina, ya no hay remedio. Con mayor o menor éxito, las costumbres se han vuelto a instaurar en nuestras vidas. Aunque no te voy a engañar, me gusta la rutina… Especialmente porque hay determinados factores de mi vida que en vacaciones se descontrolan y me gusta sentir que todo vuelve a la normalidad.

La alimentación, el ejercicio, las rutinas de belleza…Todo se relaja en verano y al principio, desfruto de esa libertad. Pero luego, empieza a molestarme. No me siento bien y empiezo a notar las consecuencias de alimentarme peor, de no cuidar mi piel… Es entonces cuando mi cuerpo y mi mente me piden a gritos la vuelta a mis costumbres.

 

Estas semanas son para mí semanas de orden y organización, ya te lo he contado en varias ocasiones. Y ésto se traslada también a mis cuidados de belleza.  Precisamente de ellos y en concreto de uno, la piel, quiero hablarte en este post. ¿Empezamos?

1.- En septiembre es imprescindible para la gran mayoría de nosotras pasar por la peluquería. Sólo hay que intentar coger cita en ellas para darse cuenta que es una «necesidad vital» para la mujer.

Después de verano el saneamiento de puntas y el color, son imprescindibles, la melena ha sufrido muchos durante las últimas semanas y merece un poco de mimo. Te recomendaría además, un tratamiento especial para nutrir el cabello, en caso que lo tengas seco, y por qué no, un cambio de look ¿Te atreves? Yo estoy esperando que pase una boda que tenemos para cortar por lo sano, estoy deseando volver a mi melena cortita, tan cómoda de peinar y de secar.

 

2.- Siempre estoy pendiente de que mis pies estén bien cuidados y soy una habitual de las pedicuras caseras. Ya te expliqué cómo me hago la pedicura en casa. Sin embargo, en este mes creo que es esencial ir un poco más allá y  visitar al podólogo. Los pies llevan ya muchas semanas al descubierto, sin la protección que ofrece un calcetín y eso se hace notar en forma de durezas, pequeñas heridas… Los pies necesitan su puesta a punto.

 

3.- También me gusta realizar una exfoliación corporal a conciencia para eliminar células muertas y unificar el tono de la piel ante la pérdida del bronceado. Es algo que podemos hacer nosotras mismas en la ducha y luego aplicarnos una buena hidratación. Pero si tienes la oportunidad, la visita a algún centro estético puede ser una gran idea. Suelen ofrecer tratamientos muy interesantes para poner nuestra piel a punto en esta ´época del año.

4.- Pero sin duda, lo que más me gusta de la vuelta a mi rutina de belleza, es reanudar mis tratamientos faciales. Completos, con todos sus pasos, sin prisa pero con mucha constancia.

Hace unos meses decidí ponerme en manos de Gema Herrerías, una farmacéutica que es una auténtica especialista en dermofarmacia, con una trayectoria increíble y lo mejor, una gran profesional. Desde entonces está guiando mi piel con los productos que necesito en cada momento para conseguir una piel sana y cuidada.

Cada cierto tiempo tengo una cita con ella en la que revisa el estado de mi piel, su hidratación, niveles de sebo…y en función de su estado se realizan cambios en el tratamiento o se incluyen productos específicos dependiendo de mis necesidades.

La semana pasada tuve mi cita postverano con ella y hemos incluido nuevos productos y rutinas. Lo cierto y sorprendente es que en apenas unos días, ya he notado una gran mejoría respecto a mi piel de las últimas semanas.

La constancia y el tratamiento indicado son la clave para lucir una piel sana y cuidada.

Así que, si notas que tu piel necesita más, te recomendaría ponerte en manos de un profesional para detectar las auténticas necesidades de tu piel y satisfacerlas. Y si vives en Sevilla, en concreto, te recomiendo a Gema.

Y respecto a Gema, dos apuntes:

 

Su charla con Cristina Mitre en su podcast sobre la «Cosmética que de verdad funciona y falsos mitos» es todo un imprescindible. En ella nos resuelve muchas dudas habituales como el orden en la aplicación de productos, el uso de la vitamina C, la protección solar…

Si la belleza te gusta, no dejes de escucharlo porque resulta muy interesante. Es largo pero te aseguro que merece mucho la pena.

( Por cierto, me estoy aficionando a escuchar podcast, los de Cristina Mitre están genial, ¿Me recomiendas alguno?)

 

Gema Herrerías además desarrolla su propia línea de productos democosméticos. Ya he probado algunos y son realmente espectaculares. Son productos formulados por ella directamente, los testa, los corrige…Cuando consigue justo el producto que busca lo lanza. (Si quieres conocer más sobre el origen y el porqué de Gh aquí tienes un artículo al respecto).

Así tiene ya en el mercado un agua micelar, un limpiador al aceite, un peeling serum y un peeling enzimático que se combina con su mascarilla ultrahidratante.

 

El agua micelar natural es mi favorito de todos, es la mejor agua micelar que he probado en mi vida. No sólo limpia en profundidad, es que además consigue una hidratación importante. Su textura es agradable, suave, calma, limpia sin agredir, sin irritar. Y además, está enriquecida con ácido hialurónico. Contiene extractos vegetales de manzanilla, pepino y algodón que poseen propiedades calmantes y revitalizantes.

 

 

8 AHA es un peeling serum retexturizante con ácido glicólico, cítrico y tartárico. Hidrata, repara y renueva la piel. Además, ayuda a unificar la textura de la piel y el tono. Se trata de una fórmula enriquecida con salvia, papaya, hammamelis e hidrolizado de uva.

Lo he estado usando los últimos meses y me ha ido genial. Ahora lo hemos cambiado por otra fórmula por un problema específico de mi piel pero la experiencia ha sido fantástica.

 

Cuando me sugirió realizar la limpieza nocturna con limpiador y desmaquillante al aceite me mostré algo reticente. Aceite y grasa, más impurezas…Es lo primero que vino a mi mente. Pero nada más lejos de la realidad. Es una fórmula 100% natural con aceite de argán, aceite de jojoba, de almendras dulces y ricino. ( Huele de maravilla!) Se aplica en el rostro en seco, sin desmaquillar y se masajea, luego se retira con abundante agua tibia y ni rastro del aceite. La rutina se completa con el agua micelar y la cara queda limpia y fresca. Sensacional. Incluso en pieles muy secas, puede usarse como mascarilla.

El peeling encimático aún no lo he probado pero no tengo duda que me entusiasmará igualmente.

Y hasta aquí mis novedades en cuidados de belleza y mi vuelta a la rutina beauty después de estos meses de relajación en todos los sentidos.

Espero que os haya gustado, espero vuestras opiniones y aportaciones al respecto. 

Feliz día y hasta el próximo jueves!!


¿Me has contado ya tus impresiones de Shoptimista? Anímate, me interesa mucho saber qué quieres ver y leer esta nueva temporada.

Puedes hacerlo aquí.

Mil gracias.

 

RELATED POSTS

2 comentarios

  1. Hola Rocío! Muy interesante el post…me viene a las mil maravillas. Yo como tratamiento de choque después del verano me gusta utilizar ampollas de proteoglicanos…..si sabes de algunas que te gusten te lo agradecería…cariños.

  2. Hola Rocío. Podrías dedicar una parte de algún post a darnos tu opinión acerca de tratamientos para alisar el cabello? (Keratina vs alisado japonés). Tengo el pelo casi tan rizado como tú y siempre ando en la lucha por un pelo liso. Un beso

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *