Mantener el orden en el armario para sacarle más partido

Mantener el orden en el armario quizás sea una de las cosas que más trabajo me ha costado siempre. Lo cierto es que empezaba bien y con buenas intenciones. Pero poco a poco se iba descontrolando y a las pocas semanas el armario se volvía un desastre que me impedía sacar verdadero partido a mi ropa.

Estoy segura que no seré la única que ha tenido este problema, aunque seas de naturaleza ordenada, los armarios son uno de los sitios más conflictivos de la casa para mantener el orden.

Las prisas, la falta de espacio y el exceso de ropa no son buenos compañeros del orden.

Este último punto lo tenemos solucionado, ya hemos hablado de tácticas y trucos para desprenderte de ropa. Las prisas casi siempre nos acompañarán así que salvo planificar (pronto hablaremos de ello en un post) poco más podemos hacer.

Sin embargo la falta de espacio sí es algo que podemos resolver. Mejor dicho, podemos intentar optimizar. Ahora que tenemos menos ropa sólo nos queda colocarla de manera que mejoraremos la visualización para sacar partido a nuestro armario.

¿Cómo ordenas tu armario normalmente? ¿Amontonas o expones?

Yo he sido muy de amontonar. Hacía montañas de jerseys, pilas de camisetas, camisa sobre camisa en la misma percha…Todo acumulado y así quedaban multitud de prendas en el olvido o aún peor, prendas que no usaba por la complejidad al cogerlas.

Pero un día se encendió mi bombilla y dejé de amontonar para empezar a exponer. Empecé a colocar la ropa de manera de que fuese fácil de visualizar. Para eso utilicé algunos trucos y utensilios de los que hoy quiero hablarte y que a mí me ayudan a mantener el orden en mi armario.

ARMARIOS

Aunque nos hicieron los armarios de la casa a medida, lo cierto es que no cuentan con un buen diseño interior. Creo que les podríamos haber sacado más partido. Son profundos y altos, tienen capacidad pero para amontonar y eso es algo que podríamos haber evitado con un buen diseño de armario.

Así que si aún estás a tiempo de hacerlo o si vas a cambiar de armarios pronto, piensa un buen diseño y ponte en manos de un buen profesional que diseñe unos armario con capacidad en los que la ropa quede bien expuesta.

Barras, cajones y baldas:

Si me dieran a elegir me quedaría con las baldas, sin lugar a dudas. Es cierto que hay prendas que necesitan ser colgadas pero otras, dando igual que estén colgadas o no, como mejor están es en una balda. Se ven mejor y además te dan más libertad en la barra (¿No te desespera una barra de armario en la que no cabe ni una percha más?) Éste es el caso de los pantalones, están mucho mejor doblados y puestos en una balda, a la vista, que colgados.

Reserva para la barra del armario las blusas y camisas, los abrigos, vestidos y faldas/pantalones que no se puedan doblar. Y como te decía, intenta que esté lo más ligera posible para que puedas ver la ropa que cuelga, que puedas arrastrar las perchas por la barra varios centímetros.

Los cajones los reservo para ropa interior, pijamas, calcetines, camisetas y pañuelos.  Prendas que en baldas quedaría más amontonadas que otra cosa y así ganamos en “limpieza visual”.

¿Cómo organizar las baldas?

Lo ideal es que no sean baldas muy separadas. Si tienen mucha altura empezaremos a amontonar y eso es algo a evitar. Yo no agruparía más de 4 prendas por balda. Si son altas, busca algún utensilio que te permita dividir la balda en dos o más alturas.

Intenta que las prendas que coloques en baldas, sean visibles fácilmente de frente.

¿Cómo organizar la ropa de la barra?

Como siempre digo, depende de tus necesidades. Si tienes acceso a toda la barra no hay problema pero si el acceso se complica en algún punto, reserva ese espacio para prendas que no sean de uso habitual ( por ejemplo vestidos de ceremonia). Así dejas el espacio cómodo para lo que necesitas habitualmente.

Agrupa las prendas por categorías: blusas y camisas, chaquetas, abrigos, faldas, pantalones y faldas. Organiza estas categorías con cierta lógica. Yo por ejemplo tengo barra en dos alturas, pues en una superior tengo blusas y chaquetas y en la inferior tengo faldas y pantalones que no deberían doblarse.

Y dentro de cada categoría utiliza otro criterio que te permita hacer subgrupos. En mi caso, el color. Utilizo para la ropa colgada el criterio de la degradación del color (creo que es bastante habitual) y dentro de cada color separo las piezas más formales de las más informales.

De este modo vas haciendo subgrupos y subcategorías que te permiten ver de un vistazo lo que necesitas no sólo en color sino en tipo de prenda y estilo.

¿Cómo organizar los cajones?

Empecé a organizar los pañuelos y bufandas en vertical hace mucho tiempo, los exponía y no los amontonaba y eso me dio la clave para mantener el orden en mi armario. Luego Marie Kondo me contó en su libro que esa era la fórmula óptima y me dio una alegría. Si semejante guró del orden lo decía, mis técnicas de orden y mi intento por sacar más partido a mi armario no podía ir por mal camino.

Dobla lo que vayas a guardar en cajones de manera horizontal, buscando que resulte alargada. Así podrás ponerla en vertical en el cajón y quedarán expuestas. No sé si consigo explicarme bien pero esta foto resulta muy ilustrativa:

Dentro de los cajones usa separadores o cajas para cosas más pequeñas que quieras diferencias del resto. De lo poco que me gusta del diseño interior de nuestros armarios, me quedo con unos cajones bastante largos que tienen dentro una cuadrícula separadora de madera, me resulta comodísima para mantener organizada la bisutería y los relojes.

 

CÓMODAS EXTERNAS

Nuestra habitación es relativamente amplia así que cuando tuve la menor oportunidad metí una segunda cómoda. Sustituí mi mesilla de noche de un sólo cajón diminuto por una cómoda y gané 4 cajones el triple de grandes.

Ahora disponemos de dos muebles de almacenamiento extra para nuestra ropa. Una está dedicada a ropa interior y pijamas y la otra a pañuelos, calcetines, medias, algunos jerseys más especiales y gafas de sol.

Con ésto quiero decirte que no tengas reparo en sacar la ropa del armario y meterla en cómodas o muebles de la casa. Si no tienes espacio para tus accesorios en tu habitación igual te compensa vaciar un par de cajones de un mueble del salón y guardarlos allí.

Si te decides por sacar cosas del armario, saca las prendas por grupos o subgrupos. De este modo seguirás controlando lo que tienes en cada lugar. Es la clave para mantener en orden el armario y en consecuencia sacarle más partido.

ARMARIO EXTRA

Ojalá disponer de un armario extra o supervestidor pero no, tenemos lo que tenemos y lo ideal es aprender a ajustarte a ello. Yo no cuento con un armario extra desde que me convertí en madre, pero sí he conseguido reservar una parte de un armario para guardar abrigos. De este modo gano espacio en mi armario, las perchas no se amontonan, la ropa se arruga menos y al estar junto a la puerta de salida, es el lugar natural para almacenar este tipo de prendas. ( De nuevo, he sacado un grupo y dentro de este grupo he organizado por largura, estilo y color)

UTENSILIOS DE ORDEN

Creo que no hay que volverse loca buscando utensilios para mantener el orden en el armario desde el inicio. Me refiero a que si has decidido poner orden, no te vayas a Ikea antes que nada y compres cien artilugios para ello. Primero ordena, detecta las necesidades y pon solución después. Quizás la solución ya esté en tu casa o quizás debas ir a comprarla pero primero visualiza tus necesidades.

En nuestro caso y al faltar baldas en los armarios soy fiel defensora de los utensilios de almacenaje que se cuelgan de las barras. Nos permiten ganar espacio y podemos usarlos o prescindir de ellos según nuestras necesidades y estaciones del año ( los uso especialmente para jerseys).

Para que un armario quede bien ordenado y resulte armónico y cómodo a la vista, las perchas deberían ser todas iguales. Así la ropa quedará colgada a una misma altura, evitaremos que se enganchen unas con otras y para la vista también es más cómodo.

Mini cómodas: Son perfectas para guardar pequeños accesorios como gafas de sol, cinturones, pañuelo pequeños, medias…Al ser tan minis, no almacenas tanto dentro y todo se ve mejor, que es la idea.

Cajas: Intento evitarlas en lo posible. Si son pequeñas no hay problema pero si el tamaño mayor terminan siendo un cajón desastre en el que jamás encuentras nada.

Y como ya hemos comentado antes, resultan de mucha ayuda los separadores de cajones.

 

CALZADO

No tengo la suerte de contar con vestidor pero sí tengo un gran zapatero que es completamente mío. Me gusta especialmente porque ves los zapatos que están en él a una sola mirada. Y de ahí mi siguiente recomendación. Cuando organices los zapatos evita las dobles filas o meterlos en cajas en las que no hay una clara identificación de lo que hay dentro.

Las zapatillas de deporte las guardo en el baño, en una cesta cuadrada que hay bajo el mueble del baño, al colocar los zapatos en vertical se ven perfectamente y sé en todo momento con lo que cuento.

ROPA Y ACCESORIOS DE OTRA TEMPORADA

Siempre he tendido a dejar convivir en el armario ropa de ambas temporada. Sin embargo, ahora prefiero separarla para ganar espacio y claridad a la hora de planificar y crear mis looks. Si entre tus blusas de invierno están las perforadas o caladas de verano, además de ocuparte espacio hará que te despistes de las verdaderas opciones para tal o cuál falda de invierno. Separa temporadas y gana en espacio y claridad.

Eso sí, deja a mano en el altillo algo a lo que acudir con las primeras señales de calor.

Un truco que quería compartir contigo sobre el orden de los zapatos de otra temporada es uno que he puesto en práctica hace poco y que ya conté en un stories de Instagram. Gustó mucho y eso que yo pensaba que había sido la última del planeta en darme cuenta…

Yo guardaba los zapatos de la temporada contraria en el altillo y en sus propias cajas. Eso ocupaba una cantidad de espacio desproporcionada. Pero un día pensé que mi opción perfecta era comprar bolsas de tela, añadir una etiqueta colgante con el tipo de zapato que había dentro y guardarlas todas en una caja de bazaar grande  transparente. El espacio nuevo que ha ganado ha sido descomunal. Ahora tengo un altillo casi vacío cuando antes lo tenía atestado.

EN RESUMEN:

No almacenes, expón.

Deja la barra lo más libre que puedas.

Utiliza utensilios que te faciliten las cosas a la hora de “exponer” tus cosas.

Separa por categorías y subcategorías. No todo tiene que estar en el armario.

Coloca las prendas dentro de los cajones en vertical.

Usa todas las perchas iguales.

Guarda la temporada que no esté al uso.

 

 

Con ello conseguirás…

  1. Ganar espacio
  2. Visualizar fácilmente lo que hay en tu armario.
  3. Crear y explotar nuevas opciones y looks y con ello, sacar más partido a tu armario…

Espero que estos trucos y recomendaciones te hayan servido para conseguir mantener el orden en tu armario. Si tienes algo que aportar estaré encantada porque toda sabiduría es poca cuando de mantener el orden se trata…

Sé que no he tratado el tema del orden de los bolsos. Creo que merece mención especial, pronto os lo contaré. De momento te diré que el próximo post de esta serie tratará sobre invertir tiempo en tu armario y no dinero.

Hasta mañana y feliz día!!

RELATED POSTS

Comentario

  1. Yo le dividí una parte de su armario a mi bichilla, dejando una barra a su altura con casi un metro de largo para colgar, pero los va quitando de las perchas y luego los deja hechos una bola en el suelo. Están ordenados un día, porque yo me esmero, y desordenados un mes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *