Mis (des)propósitos de 2016

Estrenamos año y seguro que no soy la única que tiene una buena lista de propósitos para 2016. Lo que ocurre es que esas listas las suelo empezar con mucho entusiasmo y a las pocas semanas quedan en el olvido. Es una lucha imposible contra mi ser, no tiene remedio.

Así que este año en vez de propósitos he decidido llamarlos despropósitos porque al fin y al cabo, es lo que son…

– Este año no me propondré leer más. No es específico, no se puede medir, así que este año mi despropósito será leer al menos un libro al mes. Antes leía sin parar pero ahora con el niño es difícil sacar tiempo. Pero lo voy a intentar, leer me encanta, lo complicado es llegar a la noche con los ojos abiertos para poder disfrutar de las páginas de un libro.

– Llevar una vida sana en ejercicio y alimentación. Planificar mejor mi tiempo para conseguir hacer deporte al menos dos días a la semana. Y lo mismo me ocurre con la alimentación, planificarla mejor para comer más variado y sano, aunque esté sola en casa.

– Dejar cada cosa en su lugar después de usarla. Este despropósito va especialmente dedicado a mi marido, lo voy a intentar, palabra 😉 No me caracterizo precisamente por el orden, así que 2016 será el momento para intentarlo.

– Una cena de amigas al menos una vez al mes. Casi todas somos madres recientes, todas con mil y una obligaciones y es muy complicado ponernos de acuerdo para vernos y disfrutar de un rato entre amigas. Este año me propongo ser la china en el zapato que no te dejará tranquila hasta que pongas fecha y hora.

– Ordenar y revelar las fotos que tengo pendiente desde 2013. Será complicado, lo sé, pero estoy deseando hacerlo. Es una manera de recordar, una visión romántica de la fotografía a la que no estoy dispuesta a renunciar. Llevo tres años de retraso ¿podré ponerme al día? Ya te contaré.

– Familia. En el sentido amplio y en el más reducido. Más familia y también más pareja. Al menos un día al mes sólo para nosotros dos. 

– Tener al día la bandeja de entrada de mi mail. Eso sí que es un despropósito en toda regla, jamás lo he conseguido, jamás. Al menos intentaré contestar los mails en la misma semana de haberlos recibido.

– Excursiones de fines de semana. Vivimos en un país lleno de historia y de naturaleza. Hay pueblos y paisajes preciosos esperando ser descubiertos. Pues este año me propongo hacer más excursiones para conocer todo lo bonito que tenemos alrededor.

¿Lo conseguiré? No lo sé, al menos ya he asumido que son despropósitos…
Feliz día!!

RELATED POSTS

Comentario

  1. Yo la verdad es que no soy se las que se ponen propósitos nunca, no se, no se me pasa por la cabeza. Pero ahora leyendo los tuyos veo que tenemos cositas en común. Como lo de quedar con las amigas, cada día de hace más difícil y no puede ser. Yo también voto por lo de quedar al menos una vez al mes. Lo voy a intentar si o si 🙂 y lo de leer más también!!!

    Besos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *