Plan con niños en Sevilla: Visita al Acuario

acuario de sevilla con niños

Siempre estamos buscando planes con niños en Sevilla. El gorrión va creciendo y ya demanda planes divertidos y diferentes, algo con lo que quedarse con la boca abierta. Por eso, teníamos muchas ganas de ir al Acuario de Sevilla. Lleva abierto relativamente poco tiempo y sabíamos que sería un plan que a él le encantaría. Además nos picaba a nosotros la curiosidad por conocerlo.

Aprovechando estos días de verano que hemos tenido tan agradables, organizamos un paseo hasta el acuario, su visita y posterior comida en una de las terrazas que hay frente al río. El resultado ha sido un plan fantástico para hacer con niños en Sevilla porque sus caras de asombro, sus muecas e imitaciones, no han tenido precio.

Al principio de la visita se mostró algo extrañado y reservado pero conforme íbamos avanzando y se familiarizó con el ambiente disfrutó muchísimo. Reconoció algunas especies que estamos acostumbrados a ver en nuestros cuentos, se sorprendió con esos compartimentos de agua que hacían que estuviéramos “bajo el mar” y se quedó prendado con una tortuga de la que no éramos capaces de separar. Un día muy bonito en familia, haciendo algo diferente y con lo que nos divertimos todos.

estrella de mar en el acuario de sevilla

visitar el acuario de sevilla con niños

EL ACUARIO DE SEVILLA

El Acuario representa y homenajea el viaje de Magallanes partiendo de Sevilla, recorriendo el río Guadalquivir y desembocando en el Atlántico rumbo al Pacífico. En este recorrido nos muestran la fauna y la flora propia de cada lugar por el que pasaron además de muchas curiosidades y una apuesta decidida por la concienciación de los visitantes de la importancia del cuidado y respeto del mar y sus especies.

El precio de la entrada es de 15 euros los adultos, los menores de 4 años lo visitan gratis y 10 euros los niños de 4 a 14 años ( hay tarifas especiales para familias numerosas, mayores de 65, grupos y personas con discapacidad)

Lo mejor: El tanque más grande en el que se pueden observar los tiburones toro bien de cerca, así como la tortuga careta entre otras especies de tamaños mayores. También me gustó poder conocer los peces y especies autóctonas, aquellas que tenemos en nuestro río, a las que ponemos nombre pero rara vez “cara”. Además, el colorido de los peces tropicales que es una preciosidad.

Es un acuario pequeño, no podemos esperar el Oceanigràfic pero sin duda es un buen plan para hacer con niños y disfrutar de una agradable visita.

 

¿Me recomiendas algún plan con niños en Sevilla para este verano?

Feliz día y gracias por visitar este blog.

 

RELATED POSTS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *